Coste de la llamada red fija desde 0,15 € y red movil 0,06€
ENVIDIA Y ADMIRACIÓN, SIGNIFICADOS _ BY JAVI_

ENVIDIA Y ADMIRACIÓN, SIGNIFICADOS _ BY JAVI_

ENVIDIA Y ADMIRACIÓN, SIGNIFICADOS _ BY JAVI_

Saludos a todos, el lenguaje castellano es de los más ricos en expresiones, y me cuesta a veces entender cómo la gente suele confundir significados. Y ya no solo hablo de saber usarlos de la forma correcta, lo que realmente me “molesta”, es que no sepan diferenciar sus emociones….
Como he defendido muchas veces, la inteligencia emocional, es muchísimo más útil para el día a día que la inteligencia académica, pues sin esa inteligencia emocional, no sabremos cómo afrontar las situaciones…ergo sin saber qué es lo que te pasa, o que es lo que tienes en el caso que abordaré hoy, pues no podrás corregirlo o asumirlo…

Hoy quiero hablaros de dos palabras, que implican dos significados diametralmente distintos, dos sentimientos, que, si bien pueden parecerse, no aportan lo mismo ni al que los padece, ni al motivante de tal emoción…

Estas dos palabras son “LA ENVIDIA” Y LA “ADMIRACIÓN” ….

La ENVIDIA es aquel sentimiento o estado mental en el cual existe dolor o desdicha por no poseer uno mismo lo que tiene el otro, sea en bienes, cualidades superiores u otra clase de cosas.

La RAE la ha definido como tristeza o pesar por el bien ajeno.
Hay veces que escucho aquello de “envidia sana”, siento deciros que tal cosa no existe, la envidia, como bien he definido anteriormente, es desear lo que tiene el otro y aun podemos ir más lejos, la envidia nos hace llegar a tal extremo, que si no somos capaces de conseguir lo que el otro posee ( como le ocurre a todos los envidiosos), pasamos a un estado en el que deseamos que el otro tampoco lo tenga, y comenzamos a menospreciar lo que el otro tiene, insisto ya sean bienes materiales, espirituales, físicos, etc.…
Me viene a la mente una frase muy graciosa que decía…

“¡¡¡dios mío, si yo no puedo perder peso, por favor haz que mis amigas/os engorden!!!”
Creo que no hace falta recordar que la envidia es uno de los 7 pecados capitales según la biblia, y que está condenada por casi todas las religiones y tradiciones filosóficas… ¿pero por qué? ¿porque es tan malo tener envidia a alguien?

Como decía, la envidia corroe por dentro a los que la padecen, pues les hace estar siempre alerta, siempre pendiente del motivo de su envidia, les hace estar siempre comparándose con el otro, midiendo cada gesto, les hace estar en un estado de ansiedad constante…además provoca que la relación con esa persona se deteriore, pues quizás esa persona no haga las cosas para ser envidiada, las haga de forma natural y espontánea, quizás esa persona cuando comparte un éxito con otro, lo hace, no por generarle un estado de malestar, sino simplemente para compartir con quien considera su amigo/a su dicha y hacerlo partícipe de lo que para él/ella es un éxito o un logro importante….

Los envidiosos, piensan que cualquier éxito o logro en la persona envidiada y más si se lo comentan, y mucho más si les dicen que ellos también pueden lograrlo, lo consideran una afrenta, una provocación, piensan que les están retando, “vacilando” “ dándotelas de…” y en lugar de alegrarse por el bien ajeno, buscan excusas para desmerecer los méritos del envidiado, buscan razones para justificar que ellos no pueden alcanzar esos objetivos…como por ejemplo la excusa más recurrida, la de “yo no he tenido la ayuda que tú has tenido”….y como se dice

“en esta vida no hay nada imposible, solo personas incapaces”

O como decía alguien a quien admiro, “en esta vida se pueden tener razones (excusas) o resultados”, los que buscan excusas siempre las encuentran y no solo eso, sino que también encontrarán aliados que secunden su postura, postura que se irá intensificando cuantitativamente con el tiempo, y al final, los que padecen de esa “excusitis aguda” serán incapaces de conseguir nada. Y se pasaran la vida lamentándose, intentando parecerse a otro, intentando ser copias de alguien original, que no se compara con nadie, que hace las cosas para ser mejor, para estar mejor, pero no mejor que nadie, si no mejor de lo él/ella mismo/a lo era.

Cierto es también, que me habéis oído decir muchas veces “ que en esta vida es mejor que te tengan envidia, que lastima” y parafraseando mi propia frase, yo particularmente les tengo lastima a los que me envidian….pues con ello conseguirán varias cosas, por un lado, como decía, “carcomerse” por dentro ellos mismos…y por otro lado que yo me aparte de ellos, pues a mí me gusta compartir mi éxito, porque me gusta hacer partícipe a los demás de los éxitos y logros que consigo en esta vida, pues cada uno de ellos son producto de mi esfuerzo, disciplina, constancia y dedicación…

por lo que solo quiero tener a mi lado a la gente con esos mismos valores…valores que si tienen las personas con el otro sentimiento cuyo significado quería argumentar en este post…
A saber:

Admiración/admirar a alguien: Ver, contemplar o considerar con estima o agrado especial a alguien o algo que llaman nuestra atención por cualidades juzgadas para nosotros como extraordinarias, alegrarse por saber que algo así se puede conseguir, alegrarse de que esa persona lo haya conseguido y si es nuestro deseo poseer lo que esa persona posee, esforzarnos en conseguirlo, no por ser más, sino, porque vemos y compartimos la felicidad que al otro le ha proporcionado, disfrutamos de ello y la queremos para nosotros también.….

¿Veis la diferencia? En este caso la persona que admira a otra puede también desear lo que el otro tiene, pero lo desea alegrándose de que el otro ya lo tenga, y no solo eso, sino que “usa” a la persona admirada para, con su ejemplo, conseguirlo ella también… ¿y sabéis? Lo normal es que una persona digna de admiración, siempre ayude a los demás a conseguir sus metas y deseos….

La admiración, al contrario que la envidia, producen en la persona un deseo de superación, un deseo ferviente, ya no de parecerse al otro, sino de conseguir lo que le parece deseable, hacen que la persona se esfuerce, que intente superarse cada día…..admirar a alguien no provoca malestar, ni en el que admira, ni en la persona admirada, pues nadie en esa relación pretende ser mejor que el otro, y de esta manera se estable un quid pro quo donde ambos ganaran….

La admiración como decía es un sentimiento que nos moverá, en positivo, a alcanzar las metas y sueños que tengamos. La admiración por alguien es buena y correcta, pues nos hace tener referencias palpables de cómo, a quién y en que queremos parecernos a alguien, ojo parecernos, jamás ser iguales…nosotros tendremos nuestros sueños y deseos que pueden tener cierta similitud con los de otro y por ende, al admirarlo podemos hacer cosas similares a esa persona, pero sabiendo que nuestra propia idiosincrasia nos hará llegar a un punto algo distinto y por otros senderos que el otro no ha recorrido…pero como decía, tener un punto de referencia siempre es algo positivo y aconsejable….

Resumiendo, creo haber explicado bien el significado de ambas palabras, lo que a nivel emocional implican, y lo que interfieren en las relaciones humanas, así pues, TU, que lees este artículo, ahora mismo tras leerme puedes solo tener 3 sensaciones….

Indiferencia, o sea que te resulte insustancial mi escrito….

Envidia, pues desearías poder expresarte tal y como yo lo hago, y llegar a la gente que yo llego.

Admiración, pues te alegres de que yo me exprese tan bien, y tú mismo desees poder hacerlo.

A mí personalmente, como decía, si te resulta indiferente, pues intentare mejorar, es cierto que quizás piense que tu indiferencia sólo es producto de una envidia mal enmascarada, y que tras leerme mis palabras se atraganten en tu garganta provocándote anginas, por no poder digerirlas ni procesarlas…háztelo mirar pues….

Si te produce admiración, me alegro y lo celebraremos juntos, y juntos emprenderemos un viaje que nos llevará de la mano a conseguir alcanzar todas las metas que nos propongamos, a mirar, más allá del arco iris para alcanzar los sueños que por derecho nos corresponden a las personas que trabajamos en superarnos cada día sin compararnos con nadie, y sin envidiar el bienestar de nadie….

Y si lo que te produce es envidia, pues te jo….sigue en tu mediocre existencia, intenta copiarme si puedes, o critícame a mis espaldas, júntate con los de tu especie diciendo aquello de “que pedante es…” o “claro, él lo ha tenido todo muy fácil por ser hijo/amigo/marido/hermano de…” reúnete con los de tu especie, mandaros wassap de esos que están tan de moda criticándome, hablar de mí, ¿pues sabéis que? Yo al contrario que vosotros los envidiosos, no he venido a este mundo solo para hacerme la foto que pondrán en mi lápida, he venido a destacar, a ser único, pues único nací, no quiero morir siendo una copia, no quiero que mi vida pase desapercibida, así que hablar bien o hablar mal de mí…..pero hablar, pues vuestras palabras, ya sean de indiferencia usada como velo de vuestra envidia, ya sea envidia vista a kilómetros de distancia, o ya sea admiración reconocida sin ningún tipo de reparos, provocaran en mí la misma reacción.

Que mañana YO, quiera ser mejor persona de lo que lo soy hoy, y que siga buscando como conseguir lo que han conseguido muchos/as a los que admiro profundamente….

Un abrazo………Javi Sanjuan

Javier Sanjuan

Saludos, llevo mas de 20 años dedicado a la magia blanca y sobre todo a los trabajos de amor...No te dire que soy el mejor, pero si que mi experiencia y los cientos de testimonios que podras encontrar me avalan, ha partir de ahi. TU decides... Un abrazo y que Dios guie tus decisiones
Menú de cierre